«Gracias al Islam recuperé mi espiritualidad»* Amina Guzmán (El Salvador), por Shiafollowers.com


Dra. Guzmán cuéntenos un poco acerca de su vida antes de la conversión al Islam

Nací en El Salvador, en América Central, en el seno de una familia católica y conservadora. Mis padres eran los únicos de pensamiento independiente de la familia por lo menos en términos políticos. Estudié en colegios católicos como La Sagrada Familia, mis estudios superiores los cursé en la también católica (jesuita) Universidad José Simeón Cañas, de donde obtuve una licenciatura en economía y una maestría en ciencias políticas.
Durante mi infancia participé activamente en grupos católicos y en las actividades que estos desarrollaban.
Ya en la universidad colaboré con actividades sociales como alfabetización, derechos y protección de animales, investigaciones sobre temas como la minería, el medio ambiente y el tema de los refugiados.

¿Qué factores la llevaron hacia el Islam?

A finales de la década del 90, retomé algo que había dejado atrás: la religión.  Solía rezar sola sin asistir a ninguna iglesia, y luego intenté participar en algunas actividades organizadas por la parroquia de mi ciudad, pero nuestros puntos de vista sobre la realidad nacional y la forma de resolver sus problemas eran tan distantes e irreconciliables que decidí retirarme.
Unos años antes le había dado seguimiento al proceso político iraní, liderado por el Ayatolá Ruholá Jomeini,  de quien tuve referencias a través de revistas, noticias y sobre todo de un grupo de amigos pacifistas de los Estados Unidos (católicos). Y así desarrollé una gran admiración por él.
En el año 2011 comencé a leer sobre el Islam, el profeta Muhammad y otros temas como el fundamentalismo, las revoluciones etc.
Ya para el año 2014 revisando la cartelera de actividades académicas de una universidad de mi aís me di cuenta sobre una conferencia sobre Islamofobia que fue organizada por la Asociación Cultural Islámica Shiita de El Salvador.
Más adelante participé de algunas actividades del mes de Ramadán en las que también colaboraba un clérigo iraní quien me solicitó unas palabras, cosa que hice unas tres o cuatro veces.
En el 2016 por fin hice mi conversión al Islam.

¿En qué manera el Islam ha transformado su vida?

Bueno gracias al Islam recuperé mi espiritualidad, ahora me encuentro trabajando en el tema de la paciencia y la tolerancia, aceptando las diferencias que existen entre los musulmanes miembros de mi comunidad y sobre todo leyendo libros de los que aprendí que valores como la justicia y solidaridad aplicados a la religión y política son esenciales y deben cultivarse.
Ahora bien es una experiencia muy gratificante descubrir a autores como Murtaddha Mutahari y su rica literatura y pensamiento.

¿Cómo es su vida hoy como musulmana?

Mi rutina dicta participar los viernes en la oración colectiva, además de levantarme a las 4:00 y 5:00 a.m. para cumplir con la primera oración todos los días. Asimismo participo de otras actividades de la Asociación como colaborar escribiendo artículos para la Revista Biblioteca Islámica, desarrollar el programa radial Al-Manar de Radio El Minarete, el cual tengo la responsabilidad de conducir, y por último participo de la organización de los cursos y conferencias que se imparten en la Asociación todos los años.

*Resumen de la entrevista publicada originalmente en inglés por el sitio shiafollowers.com de Irán, para leer la entrevista completa puede hacerlo a través del siguiente enlace:


Publicar un comentario

No se permite bajo ningún criterio el lenguaje ofensivo, comente con responsabilidad.